Talleres de Pranayamas otoño

La Respiración como herramienta curativa

Inspirado en las tradiciones de BKS Iyengar

Talleres dirigidos a todas las personas que desean mejorar su salud y reducir el estrés, y a practicantes de yoga de todos los niveles que busquen profundizar en el conocimiento y la práctica del yoga, concretamente del pranayama, dentro de la tradición del Hatha yoga.

Realizaremos ejercicios, asanas o posturas de apertura de pecho y del corazón (anahata chakra) y poco a poco empezaremos a explorar diferentes gestos respiratorios así como una variedad de tipos de pranayamas (ejercicios de respiración).

Habrá tiempo para una sesión de preguntas y respuestas donde aclarar dudas sobre la práctica del pranayama o cualquier asunto que surja.

Fechas

Serán dos talleres complementarios (diferentes):
– Sábado 10 de noviembre, de 16:30 a 18:00
– Domingo 2 de diciembre, de 10:00 a 11:30

Aportación: 10€ por taller.

Temario del taller
  • El uso de la respiración como herramienta curativa y de expansión de la consciencia.
  • ¿Qué es pranayama? La diferencia entre ejercicios de respiración y pranayama.
  • Importancia de la práctica del pranayama para avanzar en la sadhana o práctica yóguica.
  • Diferentes tipos de respiración.
  • Práctica de asanas destinadas al trabajo con la respiración, la apertura de pecho y corazón.
  • Prácticas de pranayama.
  • Correcta práctica del canto del mantra OM para la elevación de la consciencia.
  • Sesión de preguntas y respuestas.

El control de la respiración es útil para la vida y, por supuesto, para cualquier tipo de yoga. Todos los textos, así como la experiencia de milenios, atestiguan el hecho de que el control de la respiración constituye un factor importante en el control de la mente. No obstante, el control de la respiración, esto es, el pranayama, no consiste meramente en respirar profundamente o en realizar ejercicios respiratorios, lo que normalmente forma parte de la cultura física. Es algo que va mucho más allá, pues comprende ejercicios que afectan no solo las energías físicas, fisiológicas y neurales, sino también todas las actividades psicológicas y cerebrales, tales como la creatividad o el ejercitar la memoria. 

En décadas recientes, la medicina occidental, tras mucho experimentar, ha llegado a reconocer y hacer uso de los efectos curativos y revitalizantes de lo que ha venido a llamar respiración voluntaria. El yoga enseña y practica el pranayama, al que atribuí un valor regulador, educativo y espiritual indisputable. 

El pranayama, como ingrediente esencial que es de la disciplina yóguica, bien podría dispensar muchos otros beneficios amén de los mentales y espirituales, pero el objetivo principal del yoga es la autorrealización, la comunión con uno mismo. 

El ejercicio del pranayama comprende el control de la mente y de toda la consciencia humana, base de toda cognición y percepción consciente.

Por tanto, el pranayama posee un significado y un sentido especiales en yoga. Prana es la respiración, el aire y la vida misma. En el yoga, sin embargo, prana es la esencia del principio energetizador del mundo animado. Él impregna el universo entero. El pranayama, por su parte, constituye el complejo control de ese principio energetizador en el propio ser mediante una cierta disciplina. Esta disciplina tiene como objetivo no solo aportar salud o equilibrio de las energías físicas y vitales, sino también purificar todo sistema nervioso a fin de que pueda responder a la voluntad del yogui a la hora de controlar los impulsos de los sentidos y de hacer que las facultades mentales se tornen más sutiles y sensibles a la llamada del impulso evolutivo, que es el aspecto mas elevado de la naturaleza divina del hombre.

BKS Iyengar

Beneficios del yoga en tu salud

1. Aumenta la flexibilidad:

La práctica del yoga a través de las posturas físicas(asanas), proporciona el estiramiento de todo el cuerpo. Con el tiempo se podrá observar que las zonas tensas y contraídas del cuerpo se liberan y se abren, y que hay una mayor amplitud de movimiento de las articulaciones. Ahora bien, ¿cómo el yoga puede beneficiar nuestra salud?

  • La falta de flexibilidad en las caderas, puede provocar tensión en las rodillas debido al incorrecto alineamiento del fémur.
  • El dolor de espaldas puede estar relacionada con la rigidez de los isquiotibiales.

Con la continuada práctica del yoga podrás observar que las zonas tensas y contraídas de tu cuerpo se liberan y se abren.

 2. Fortalece la estructura muscular:

La debilidad muscular también contribuye a numerosos problemas, como la artrosis, dolores de espaldas, lo que en una edad más avanzada, puede provocar caídas y pérdida de equilibrio.

La práctica del yoga no sólo fortalece toda la estructura muscular, también trabaja todo el cuerpo de forma global, favoreciendo el equilibrio y la flexibilidad.

3. Mejora la postura:

Gran parte de los dolores de espaldas y cuello y de otros músculos y articulaciones pueden tener origen en una postura incorrecta.
 Esto se puede corregir de una manera muy efectiva.

4. Mejora la función pulmonar:

Una postura encorvada presiona la parte inferior de las costillas contra la zona abdominal, lo que restringe el movimiento intercostal, y el movimiento del diafragma, reduciendo substancialmente la cantidad de aire a cada respiración. La consecuencia de este facto, es la sensación de fatiga y cansancio debido a una utilización inapropiada y excesiva de la estructura muscular torácica.

Está demostrado que la práctica de yoga mejora la capacidad máxima que se pode inspirar y expirar, favoreciendo así a una mayor relajación mental.

5 . Ayuda a respirar mas lenta y profundamente:

Los yoguins, en comparación con las personas que no practican yoga, tienen un débito respiratorio por minuto, menor, y con mayor aporte de oxígeno.

6. Aumenta la oxigenación de los tejidos:

Como respiramos de una forma tan automática, pocas veces nos fijamos en cómo lo hacemos. Por desgracia, la mayoría de nosotros hemos adquirido con el paso del tiempo unos hábitos inadecuados, usamos sólo la quinta parte de la capacidad pulmonar, lo cual produce una pérdida de energía, confusión mental y un aumento de la tensión. Como al respirar de manera superficial el organismo no se oxigena a fondo, las toxinas se van acumulando en el cuerpo. No es extraño, pues, que al final del día nos sintamos cansados y embotados. La práctica del yoga nos ayuda a mejorar nuestra capacidad pulmonar.

El resultado es un cutis más saludable, niveles más bajos de estrés, un metabolismo más eficaz, una mejor postura corporal, un alto nivel de energía, una mejor concentración y una sensación general de bien estar y salud.

Una mayor cantidad de oxígeno en los pulmones, significa una mayor cantidad de oxígeno en el cerebro y en otros tejidos, incluyendo zonas en proceso de recuperación.

7. Fortalece los huesos:

Muchas posturas de yoga requieren que el peso del cuerpo se localice en una determinada zona, lo que aumenta a presión y la acción muscular sobre las mismas. Eso fortalece los huesos y ayuda a evitar la osteoporosis.

8. Relaja el sistema nervioso:

La práctica del yoga, las técnicas de respiratorias y de meditación, estimulan la acción del sistema nervioso parassimpático, que tiene una acción tranquilizadora y revitalizante sobre el cuerpo; disminuye el ritmo respiratorio y cardíaco; la presión arterial aumenta el flujo sanguíneo en los órganos internos, como los intestinos y órganos reproductivos.

9. Conduce a hábitos más saludables:

A medida que vas progresando en la práctica de yoga, tu sensibilidad emocional, mental y corporal aumenta, estimulándote naturalmente a tomar decisiones más saludables para tu vida y bien estar, como hacer otro deporte o comer de una manera más sana y consciente.

10. El yoga contribuye a tu crecimiento interior:

La práctica regular de yoga, conduce a un proceso de introspección física, mental y emocional. Lo que nos lleva a relativizar las situaciones en todos los ámbitos de la vida.

 

*Originalmente publicado por Silvana Pinto en Bienestar y Yoga el 29/09/2014

Taller de marzo: Cuida tu espalda

Cuidar nuestra espalda tiene beneficios para nuestra salud, tanto física como emocional.

Una espalda sana es sinónimo de fuerza y juventud, sirve de soporte y permite el movimiento del cuerpo. La salud de nuestra espalda depende de muchos factores, de nuestro estilo de vida, e incluso de nuestra alimentación.

Algunas ventajas de una espalda sana son:

▪ Buena circulación sanguínea y linfática para los órganos, mejora las digestiones.

▪ Cuando se adopta una postura erguida y relajada, permite una correcta biomecánica de la columna, esto, a largo plazo, contribuye a tener una buena vejez del aparato locomotor.

▪ Optimiza la conducción nerviosa regulando los nervios espinales, los cuales conectan con el cerebro y con todo el resto del cuerpo.

▪ Aumento de energía y de bienestar, creando canales energéticos.

▪ Algunas emociones negativas, cuando se encuentran en exceso en nuestro sistema nervioso, se van acumulando en el cuerpo en forma de contracturas y dolores musculares; éstas se acumulan en diferentes zonas de la espalda, provocando insomnio, irritación, estrés, etc.

▪ Una espalda sana nos permite realizar toda clase de actividades, esto hace que se mantenga relajada y equilibrada permitiendo la fluidez de las emociones.

El día 4 de marzo a las 10:00 tienes un encuentro con tu espalda en Estudio Drsihti, dónde enfocarás tu energía en trabajar y sanar la columna. Trabajaremos modificaciones alternativas para principiantes, personas con problemas especiales de columna y variantes para iniciantes.

Utilizaremos asanas alternativas e iremos incrementando el trabajo utilizando apoyos (materiales) de manera eficiente para ir preparándote para asanas más exigentes. De la misma forma, y para practicantes más experimentados, introduciremos variaciones y transiciones más avanzadas.

Serán 2 horas dedicadas al trabajo de toda la columna vertebral y 30 minutos de relajación y pranayama.  ¡¡Te esperamos!!

¡Namaste!

— Actualizado —

¡Gracias por vuestra asistencia y por vuestra dedicación!

Os esperamos en el taller de abril.